Ir al contenido principal

Deliración 420: Ciudades de muñecas...

Básicamente vivimos en una maqueta impecable. No hay polvo ni mugre, y la basura casual está prolijamente dispersa... como a propósito, para simular algo de vida.